Violencia en cárceles del norte de Brasil deja 57 muertos en dos días

Al menos 42 reclusos murieron en hechos ocurridos en cuatro cárceles del estado brasileño de Amazonas, así lo destacaron autoridades, un día después de que una pelea en uno de esos centros dejara otros 15 fallecidos.

“Fueron hallados 42 detenidos muertos, todos con indicios de muerte por asfixia”, informó la Secretaría de Seguridad Pública de Amazonas, donde el gobierno federal anunció el envío de agentes para reforzar la seguridad en las prisiones de dicho estado.

Tres de las prisiones, donde ocurrieron la mayoría de las muertes, son edificios cercanos, ubicados a unos 28 kilómetros de Manaus, capital de Amazonas.

El Complejo Penitenciario Anísio Jobim (Compaj), fue uno de los centros penintenciarios donde se consiguieron 15 reclusos muertos, escenario en que en el 2017 fue protagonista de una rebelión que se extendió por casi 20 horas y dejó 56 muertos, en una de las mayores masacres del sistema penitenciario de Brasil.

Brasil suma la tercera mayor población carcelaria del mundo con 726 mil 712 presos, que generalmente viven en condiciones de hacinamiento y bajo el mando de facciones que se disputan el control del tráfico de drogas y se enfrentan en frecuentes y sangrientos ajustes de cuentas.

Related posts