Marvin Mora sigue en el ojo del huracán tras la grabación

 

Esta semana continuaron para Marvin Mora las consecuencias de esa grabación sindical clandestina.

La grabación es de una conversación entre tres miembros del sindicato sobre los miembros Garífuna de la PSU y el servicio público en general.

Los comentarios en la grabación son realizados por personas masculinas que dicen que los garífunas buscan controlar la PSU y los puestos superiores en el servicio público en general. Hasta ahora los medios han podido escuchar solamente 20 minutos de una conversación que supuestamente tiene un total de 90 minutos de duración.

El Consejo Nacional Garífuna emitió una declaración también esta semana diciendo que “el NGC condena y se siente muy descorazonado al escuchar los comentarios despectivos contra los Garífunas realizados por el Presidente de la Unión de Servicios Públicos (PSU)”. Continúa diciendo: “Esto es inaceptable, el NGC apoya la carta de los miembros preocupados del Consejo de Administración. Las declaraciones del Sr. Eldred Neal comprometen su posición y su eficacia como presidente sobre todo cuando debe prestar un servicio justo desde una organización multicultural como lo es el PSU”.

Related posts