Hombre asesinado en “tierra de nadie”.


 
Un hombre padre de 3 niños fue asesinado esta semana en la frontera. Era un conductor de autobús de 40 años de edad de nombre Carlos Manzanero y se encontraba con su familia en el Larios Bar cuando un pistolero salió de un vehículo y le disparó
a Manzanero varias veces. 
 
La policía no ha proporcionado muchos detalles sobre este caso, y la familia tampoco ha qerido hablar, pero dos de sus amigos nos dijeron lo que saben. Manzanero trabajaba para la agencia de viajes Marlin Espadas. Cada mañana a las 10:00 recogía pasajeros que venían desde Guatemala, en la frontera occidental, y los llevaba a la ciudad de Belice. Y a los que venían de Chetumal, los traía de vuelta a la frontera. 
 
Pero el viernes por la noche, Manzanero fue asesinado justamente sobre el mismo cruce de fronteras que él frecuentaba todos los días.
Manzanero recibió balazos en la mano y en la rodilla y varias veces al estómago y una amiga cercana dice que no puede entender por qué alguien querría verlo muerto.