UDP arremete contra Eamon Courtenay


Aunque Gobierno y oposición lograron puntos de coincidencia para proteger las reservas internacionales de la nación de cualquier intento de cobro de compensaciones por parte del llamado Grupo Ashcroft, nuevamente las diferencias de criterios se han puesto a flote con el senador Eamon Courtenay en el ojo del huracán.

El Partido Democrático Unido (UPD) emitió un comunicado atacando a Courtenay por una acción de inconstitucionalidad sobre la Ley del Banco Central de Belice y la Ley de Enjuiciamiento de la Corona que se aprobaron de forma acelerada para blindar al Banco Central de Belice y desvincular sus activos.

Para el partido de Gobierno si el grupo Ashcroft tuviera éxito en conseguir una orden de la Corte de Estados Unidos se congelarían todos los activos del Banco Central de Belice hasta que finalice la gestión o el eventual cobro, período durante el cual “el Banco Central y el país no serían capaces de pagar los suministros o llevar a cabo transacciones con el exterior”. Es decir, que se paralizarían el comercio y los negocios.

De allí que el UDP califique Courtenay como un alto comandante en el ejército del enemigo y que no debería disfrutar de los privilegios de un senador.

Para Courtenay, que se comunicó con varios medios locales, el UDP intentan con esta acción eludir sus responsabilidades. Destacó que ya había fijado posición en el Senado porque son cuestionables y responden a una acción precipitada de la administración de Dean Barrow.