CEPAL: Economía de Belice se contrajo 2,4% en 2016


La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) mostró su balance económico de 2016 de la región y las proyecciones para 2017, año para el que se espera que la economía regional muestre un modesto crecimiento de 1,3% tras dos años de contracción.

Sin embargo, el desempeño económico de Belice se encuentra en rojo, con resultados que superan las propias estimaciones oficiales que han sido compartidas con los inversionistas extranjeros para renegociar la deuda.

En 2016, el Producto Interno Bruto de América Latina y el Caribe se contraerá un 1,1%, lo que se traduce en una reducción del 2,2% del PIB por habitante, según las estimaciones de la CEPAL. En el caso de Belice la contracción económica es estimada en 2,4%, lo que por habitante implica una caída de 4,4%.

Vale decir que hasta ahora se hablaba de una caída de 1,5% del PIB de Belice en 2016. No obstante, para el próximo año el panorama luce mucho mejor, ya que -según la CEPAL- es posible que se reporte un crecimiento de 3,7%.

cep

En detalle

La deuda pública bruta del conjunto de los países de América Latina ha mantenido una trayectoria ascendente y alcanzó un promedio del 37,9% del PIB en 2016, lo que representa un incremento de 1,3 puntos porcentuales del PIB en relación con 2015.

En el Caribe de habla inglesa y neerlandesa, la deuda pública del gobierno central alcanzó en 2016 un promedio del 69,6% del PIB, lo que representa una disminución de 2 puntos porcentuales del PIB en relación con el nivel de 2015. Jamaica es el país que presenta el mayor nivel de deuda pública en 2016 (124% del PIB), seguido de Barbados (103% del PIB) y Belice (78% del PIB).

Aunque los niveles de endeudamiento aún son bastante altos en muchos países de la subregión, la tendencia general es a la baja: el nivel de deuda disminuyó en 10 de los 13 países, entre los cuales las principales bajas se produjeron en Antigua y Barbuda, Guyana, Jamaica y Suriname.

En los primeros 11 meses de 2016 las reservas internacionales de la región registraron un aumento del 2,1% respecto al cierre de 2015. Sin embargo, se mantienen por debajo del nivel alcanzado en 2014.

Las reservas internacionales se incrementaron en 22 de las economías de la región, en porcentajes que llegaron al 61,6% en el Ecuador, el 46,9% en la Argentina, el 25% en Dominica y El Salvador y el 22,3% en Saint Kitts y Nevis. Por su parte, las reservas se contrajeron en diez países, destacándose las reducciones en la República Bolivariana de Venezuela (28,2%), el Estado Plurinacional de Bolivia (20,3%), Belice (14,7%) y el Uruguay (11,7%).

cep2

Perspectivas

“Estamos en un punto de inflexión. América Latina y el Caribe volverá a crecer pero de manera moderada y sin motores claros que la impulsen. Su recuperación será frágil mientras se mantengan las incertidumbres del contexto económico, en particular las tendencias proteccionistas recientemente observadas. Por ello retomar la senda del crecimiento regional requiere mucha cautela y revertir la dinámica del proceso de inversión, lo que demanda una importante movilización de recursos financieros”, declaró Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva de la CEPAL.

En relación a las proyecciones de crecimiento para 2017, una mejora en los precios de las materias primas beneficiaría los términos de intercambio de América del Sur, subregión que repuntaría con un alza en su PIB de 0,9%, mientras que el Caribe crecería 1,3%, principalmente por la actividad turística. Centroamérica, en tanto, se expandiría 3,7%.

La mayor demanda externa beneficiaría en general a la región en 2017, sumado a una recuperación del comercio intrarregional debido al mejor desempeño de las economías del sur. Sin embargo, las incertidumbres del contexto internacional tendrán efectos diferenciados en los distintos países y subregiones de América Latina y el Caribe y contribuirán a acentuar las diferencias subregionales en función de la orientación productiva y comercial de las economías, señala el informe de la CEPAL.