Salen en libertad los sospechosos del asesinato de Joshua Abrahams


joshua-abrahamEl día de la Independencia del año 2011 una tragedia sacudió a la sociedad beliceña. El pequeño Joshua Abrahams, de tan solo 9 años de edad fue asesinado cuando estaba parado frente a su casa en la Calle Victoria.

A plena luz del día, dos hombres en bicicleta  pasaron por allí, empezaron a disparar indiscriminadamente y una bala alcanzó a Joshua causándole la muerte. De acuerdo a las declaraciones de los testigos presenciales, los pistoleros eran Randy Green y Michael Young, quienes han estado en prisión preventiva desde entonces.

joshua-abraham-randy-greenDespués de cinco años del crimen, ayer ambos sospechosos fueron puestos en libertad, luego que la fiscalía no pudiera obtener las confesiones de Green ni Young; y los testigos claves se retractaran de sus declaraciones iniciales.

joshua-abraham-michael-youngRandy Green, de 30 años fue representado por la abogada Christelle Wilson, mientras que  representó Randy Green, de 30 años, mientras que Michael Young, de 27 años, fue representado por Baja Shoman.

Después de la presentación de las pruebas y que ninguno de los siete testigos lograran identificar a los dos acusados como las personas que habían matado a Joshua, Wilson y Shoman  solicitaron al juez cerrar el caso y otorgar la libertad a los dos hombres.

Christelle Wilson, dice que aunque ella se solidariza con el sentimiento de la madre de Joshua, como abogada defensora debe apoyar que si la evidencia condena a los acusados, estos deben recibir un castigo, pero si no hay suficientes indicios de culpabilidad, deben ser absueltos.

El juicio tuvo una duración de un mes y al final el juez Adolfo Lucas falló que las declaraciones no podían ser aceptadas como evidencia. En cuanto a los dos testigos oculares clave, Michael Andrews y Eric Martínez, ambos se retractaron de las declaraciones que dieron a la policía y fueron considerados como testigos hostiles. Un tercer supuesto testigo ocular, Nicole Garoy, no pudo ser encontrado.